Ángel de los sueños eróticos

7e0000b32ad8901402

Baja hasta aquí
¿Quién te va a reconocer?
Tu rostro de esta noche será diferente;
Tu cuerpo nada más que un recuerdo
Que la brevedad abandonó
En el silencio de su instante.
Desciende a mi sueño
Sin temor,
Sin desconfianza,
Que nadie pronunciará tu nombre
Para interrumpir esa imagen
Que se forjó en el deseo;
Para hacerte regresar
A tu real fantasía.
Ven y surge en lo oscuro de mis sentidos,
Donde no existen ojos
Que puedan profanar tu vuelo;
Ocúltate en estas sombras
Y dedícame el único baile
Digno de un enigma
Que ni el alba pueda descifrar.
Y ese placer de viento
Que me regalarán tus alas
Al posarse incorpóreas
En esta piel que aún divaga,
Esa tormenta que trepida
Más allá del raciocinio,
Palidecerá lentamente
Cuando la claridad,
En sus eternos recelos,
Ya no pueda simular
Indiferencia.

Anuncios

“ACORRALADA POR LA OSCURIDAD”

Reflexión a raíz de los últimos acontecimientos en Barcelona…

"HABLANDO SOLA"

“Acorralada por la oscuridad” Eva Ceprián, agosto 2017

Hay días en que me da por pensar más de la cuenta -o de lo conveniente para mi salud mental, que dirían algunas personas cercanas-, en que me da por intentar desenmarañar el ovillo, intentando encontrar la punta de un hilo que parece no tener final. Días de querer ir más allá, de arañar la superficie de la parcialidad de lo que nos cuentan los medios -entre otros-, a veces “tan oportunamente”, y de lo que de repente callan, silencian, también, “tan oportunamente”. Quien dice los medios, podría decir los miedos, porque todos por lo general caminamos, en algún momento, a menudo, o siempre, con una nube de parcialidad, nublándonos los sesos, generalmente parida por el miedo, entre otras cosas.

Hay días en que quiero ir más allá de lo que pasó hoy, ayer, hace un año, el siglo pasado -con mi…

Ver la entrada original 723 palabras más