La Vela

vela apagada (2)

El prodigio de la vela yace en cera;
El milagro de la llama se ha hecho humo.
Ingrávidas memorias que se mecen
En la calma permanente de lo oscuro.
Mientras erguida y orgullosa
Defendía su fulgor
En esa esquina;
Mientras su cuerpo desnudo
Platicaba en el silencio con las sombras,
En hipnótico vaivén de certezas y recelos;
En ilegible sangrar de quimeras
Y algunas verdades
Que salpicaban del día;
Con su luz nos recordaba
A no falsear deseos
En los siempre oscilantes
Imprevistos del viento;
A no rendir los sueños
Descuidando sus retazos
A los pies de los desvelos,
Sin el intento de alumbrar la noche
Aun sabiendo lo fugaz
De su presencia.

15 respuestas para “La Vela”

  1. Me encanta!! Es preciosa, Little! Mi enhorabuena 👌 “(…) no rendir los sueños, descuidando sus retazos, a los pies de los desvelos” ❤
    La luz de una vela es capaz de iluminar hasta los rincones más oscuros del alma. No falta en mi casa 😊
    Un abrazo, Little! (Y dale recuerdos a nuestra amiga la inspiración y dile que está haciendo muy buen trabajo 😉)

  2. Has conseguido tejer una pequeña historia en torno a una vela, llena de resonancias, sugerencias, recuerdos, sentimientos… y lo has hecho con un bello poema.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .